Fortalecer la mente

12 herramientas qué debes ‘empacar’ en tu kit emocional de primeros auxilios

kit de emergencia emocional

Esta caja con dolencias emocionales y sus posibles paliativos consiste en una lista de emergencias y de cómo enfrentarlas, mientras llega la ayuda profesional.

“Nuestro kit contiene lo que se necesita con más urgencia para contener una situación”, reza el portal The School of Life respecto de que hay momentos en la vida cotidiana, como un mal día en la oficina, en los que una persona necesita echar mano de lo que tenga disponible para solventar una situación emocional.

También hay situaciones más profundas, como la decepción, el sentimiento de culpa o la falta de confianza en sí mismo que se pueden paliar con el kit.

Estas son algunas de las situaciones de emergencia recogidas por el medio:

  • No puedo dormir
  • Estoy en el trabajo equivocado
  • Creo que me estoy volviendo adicto
  • Sufro de envidia
  • No sé cómo hacer amigos
  • Nunca encontraré una pareja adecuada
  • Voy a caer en desgracia
  • Soy un fracaso; he desperdiciado mi vida

Y estas son algunas herramientas sencillas para ‘cargar’ en el kit y aplicarlas cuando sea necesario, de acuerdo con la situación, según la organización Hope for Healing Foundation:

  1. Cantar: los científicos han comprobado que interpretar una canción es una acción que reduce los niveles de estrés, alivia la tensión, disminuye la ansiedad y ayuda a relajar la tensión muscular y mental. Preferiblemente, la canción debe ser alegre. No recomiendan ‘Creep’, de Radiohead, ni las canciones de despechos, en inglés, español o cualquier idioma. Música para levantar el ánimo: la playlist para despertar enérgico y con mejor humor
  2. Pose de superhéroe: poner los puños sobre las caderas, con el pecho henchido y la barbilla arriba es una postura que denota poder, autoestima y proactividad, y sirve para combatir los momentos de duda, tristeza o desesperación. Hacer esta pose durante 90 segundos mientras se mantiene una respiración profunda y rítmica basta para sentirte mejor.
  3. Conectar con la naturaleza: salir de la ciudad, respirar aire fresco y caminar o relajarse frente a un lago o en un bosque es una magnífica forma de renovar energías o apaciguar los pensamientos intrusivos o rumiativos que a todos nos aquejan en un momento determinado. Aquí se trata de vestirse de forma adecuada según el clima, y dedicarse a sentir la brisa, oír los pájaros y sentirte maravillado por la obra de arte que es nuestro planeta.
  4. Caminar: con solo caminar durante 10 minutos, a cualquier hora del día o de la noche, ayuda a oxigenar la sangre y mantener la tonicidad de los músculos, lo que a su vez despeja la mente. Sedentarismo: ¿cómo nos afecta y cuáles son los riesgos en nuestra salud mental y física?
  5. Distracción: cuando hay un momento malo en la oficina (como un regaño del jefe), por ejemplo, los expertos recomiendan no comenzar a darle vueltas al problema o al regaño, sino distraer la mente por algunos minutos con una actividad distinta. Los expertos se refieren a la situación de pensar y pensar como ‘rumiar el problema’, lo cual no recomiendan.
  6. La risa: una sección de la icónica revista Selecciones del Reader’s Digest se conoce como ‘La risa, remedio infalible’ y coincide exactamente con que esta forma de expresión es una de las estrategias del cuerpo y de la mente para liberarse y buscar bienestar. Cuando reímos liberamos endorfinas, que son los químicos que el cuerpo fabrica para sentirse mejor.
  7. Meditación: relajar el cuerpo y detener el diálogo personal, así sea por unos minutos, ayuda al cuerpo a relajarse a ver los problemas y las situaciones cotidianas desde otra perspectiva. Y si se trata de meditaciones más profundas y prolongadas, estas pueden ayudar a detectar el origen de alguna dolencia y, con bastante frecuencia, la cura o el alivio para esta. La respiración rítmica y consciente es clave en estos ejercicios. Ensayo estas 3 aplicaciones para hacer meditaciones guiadas
  8. Los amigos: conectarse con las personas con las que hay química verdadera es una buena forma de aliviar el estrés y las tristezas. Bien lo dice el refrán, que una pena compartida es más fácil de llevar. Reencuentro: beneficios emocionales de volver a encontrarnos con nuestra familia y amigos
  9. Reemplazar los pensamientos negativos: cuántas veces nos sorprendemos a nosotros mismos cazando peleas con otros: “si yo le hubiera dicho…”, “es que la próxima vez voy a…” y otros pensamientos que nos hacen daños se pueden reemplazar rápidamente por otros de naturaleza positiva y optimista. ¿Qué tal pensar en el próximo proyecto, o en la cena con un ser querido, un paseo o una situación que nos cause placer?
  10. Consentir a la mascota: está comprobado que la interacción y el contacto con un perro, un gato o un caballo combaten de forma efectiva el estrés, la ansiedad y la depresión. Además, estudios científicos sugieren que jugar con la mascota ayuda a la persona a sentirse más conectada con el mundo, incrementa la cantidad de oxígeno en el cerebro y aumenta la sensación de felicidad. Además, es una forma de dar amor a nuestros animales, y eso produce placer.
  11. Buenas acciones: ayudar a una persona a cruzar la calle, llevar la bolsa de mercado del vecino o visitar a un enfermo son formas de dar apoyo de manera genuina y desinteresada. Eso sí: no hay que dejar que el ego interfiera en nuestra decisión de ayudar a otros.
  12. Chocolate amargo: comer chocolate oscuro, ojalá con el 85 % de cacao o más, es bueno para el cerebro, dicen los especialistas, pues mejora la memoria, ayuda a mantener la buena presión arterial y definitivamente mejora el genio. Solo se recomienda en pocas cantidades para las personas hipersensibles, pues los podría ‘acelerar’ demasiado. ¿Sabes que es el estrés oxidativo y por qué se produce al respirar?

¿Te ha resultado útil esta información?
100
8
108 votes with an average rating of 1.1.
call

Llama al 573330333588

Escríbenos por Whatsapp

add